Vistas por la mañana…

Buscar hotel de noche tiene ventajas e inconvenientes. La ventaja es que en muchos sitios te ofrecen un precio algo más barato del habitual, supongo que es mejor para ellos ganar algo de dinero que no ganar nada por tener la habitación vacía esa noche. El inconveniente es que no ves a donde da tu ventana hasta que amanece… Y en Oceanside el hotel estaba muy bien, el desayuno también, la habitación, de las mejores de los últimos días, y tenía piscina y jacuzzi (aunque esta vez no tuvimos tiempo de disfrutarlo), pero la ventana daba a un parking de cutre-caravanas debajo de la carretera. De todos modos, podía haber sido peor.

Desayunamos, recogimos y planeamos el día y nos fuimos a dar una vuelta por Oceanside: el puerto y la playa, donde desemboca el río San Luis. Seguimos por la Ruta 101 hacia Carlsbad, donde paramos a ver la playa, y había ardillas, aunque de ellas hablaré otro día; y por cierto, donde está el Legoland Park. Encinitas, Solana Beach, Del Mar y en La Joya paramos a comer.

La playa de La Joya era un tanto diferente, al menos en La Joya Cove, tenía poca arena, y era como de rocas, pero muy redondeadas, y además había “piscinitas” donde se quedaba el agua. Es difícil de explicar, así que intentad haceros una idea con la foto:

Joya Cove

Después del picnic y el paseo seguimos hasta San Diego, por fin. Pasamos por Mission Beach y Pacific Beach que ya pertenecen a San Diego, pero seguimos hasta el centro de la ciudad, porque por primera vez en este viaje, llegamos prontito al destino marcado para el día!

TrackBack

La URL para enviar un TrackBack a esta entrada:
http://www.meliuli.com/2007/04/06/vistas-por-la-manana/trackback/

Deja un comentario